“A partir de hoy vivimos a crédito del Planeta”

Written by 

“A partir de hoy vivimos a crédito del Planeta”

Con esta frase anunciaba el año pasado Aniol Esteban, jefe de economía ambiental de News Economics Foundation, el desastre ecológico en el que seguimos sumidos sin darnos cuenta, y que un año después vuelve a repetirse.

El planeta se encuentra desde hoy en déficit. Y os preguntareis ¿qué significa eso? Pues algo muy sencillo: hemos consumido en 8 meses todos los recursos naturales de los que en principio contábamos para este 2012. Y pese a que muchos países sumidos en la pobreza y el subdesarrollo se encuentran muy por debajo del gasto ecológico, las primeras potencias mundiales y países desarrollados revientan la media provocando el desequilibrio en la balanza medioambiental. Por poner un ejemplo, España ya entro en este déficit en el mes de abril, ahí es nada.

Significa todo esto que hemos consumido toda el agua que deberíamos haber gastado hasta final de año, que hemos talado más arboles de los que deberían haber crecido, que se ha derretido en el polo norte más hielo del que tocaba, que hemos consumido los peces, animales, plantas, minerales,… que disponíamos hasta diciembre y aún quedan 4 meses, que hemos acumulado más gases invernadero y contaminantes de los que la tierra podía absorber en todo el año, etc, etc…

Así pues, no solo vivimos por encima de nuestras posibilidades a nivel económico, si no que también lo hacemos a nivel ecológico. La diferencia es que aunque parezca insólito, la crisis ecológica es todavía mucho más grave y peligrosa que la económica. Nuestros países podrán seguir haciendo frente a la crisis a base de crear más deuda, esperando que los bancos internacionales generen más y más, y que otros países nos presten lo necesario. Pero… a nivel ambiental, ¿quién va a crear más? ¿qué planeta va a venir a prestarnos más recursos?. A diferencia del capital, los recursos no pueden inventarse de la nada como el papel moneda, y si se gasta no hay más. Cada vez comenzamos antes a gastar los beneficios que obtenemos de la tierra y a depender de los ahorros que tiene la tierra, y a este paso los ahorros cada vez serán menos.

Las economías crecen pero los recursos desaparecen, y parece que no tiene fin. El pasado año el planeta entro en déficit a finales de septiembre, y este año nos hemos adelantado un mes. Esperemos que no llegue ese día en el que los bancos estén repletos de dinero, pero nuestro planeta esté vacío de todo.

Read 22336 times